Los nuevos actores en los Contratos para la formación en España

Los nuevos actores en los Contratos para la formación en España

Con la Orden ESS/1249/2015, de 19 de junio, por la que se ampliaba el plazo previsto en la disposición transitoria octava de la Ley 3/2012, de 6 de julio, de medidas urgentes para la reforma del mercado laboral, se daba el último paso a un nuevo escenario en relación a los Contratos para la Formación y el Aprendizaje.

La desaparición de la formación a distancia y la primacía de la teleformación vinculada a los Contratos para la Formación, conllevan a una mejora sustancial en la formación de los trabajadores contratados bajo esta modalidad.

Esta teleformación va dirigida exclusivamente a la obtención de un Certificado de Profesionalidad por parte del trabajador, y con ello se benefician los dos actores principales hasta el momento:

 

Trabajador:

– Incremento de sus competencias profesionales.

– Certificación oficial de la formación vinculada a su ocupación profesional.

 

Empresa:

– Contar con un profesional contratado con un plus formativo dirigido a la realización de su trabajo.

– Relaciones laborales beneficiosas con respecto a otra modalidad contractual.

Pero con este escenario, aparecen nuevos actores con una oportunidad para destacar en el sector: los centros de formación.

[Tweet “Los Contratos para la Formación y el Aprendizaje, una nueva oportunidad para los Centros”]

Para los Centros de Formación se les descubre una triple vía de negocio:

1º. El centro de formación como prescriptor de Contratos de Formación.

La función del centro sería la de comercializar los Certificados de Profesionalidad que FEMXA tiene vinculados a los Contratos para la Formación y el Aprendizaje entre sus clientes: asesorías o empresas.

2º. El centro de formación como centro asociado a la presencialidad del Certificado de Profesionalidad.

Aunque los Certificados de Profesionalidad se ejecuten en modalidad teleformación, todos tienen una parte presencial (exámenes y tutorías). Esta parte presencial se impartiría en el centro, en caso de estar acreditados en presencial para esos Certificados de Profesionalidad.

3º. Acreditación en Certificados de Profesionalidad estratégicos.

Para que un Certificado de Profesionalidad sea comercializable debe estar en catálogo (estar acreditados en ese CP), y que exista un centro donde se desarrolle esa presencialidad de la que hablábamos, y aquí puede darse el caso de que no exista un centro en esa provincia, o de una limitación excesiva de centros.

Tres oportunidades de negocio para los Centros de Formación: la Comercialización de Certificados de Profesionalidad, su papel como Centro Asociado a la presencialidad y la Acreditación de Certificados de Profesionalidad.

Desde FEMXA asesoramos a los centros en las oportunidades de acreditación, así como el proceso a seguir para conseguir éstas.

Si eres un centro de formación, y consideras que estas tres vías pueden ser interesantes para tu actividad, no lo dudes y ponte en contacto con nosotros.

Comparte:
Grupo Femxa
Grupo Femxa
info@grupofemxa.es

Publicar un comentario